Las noticias de prensa se pueden leer en el Grupo Hablemos de Jardines de Facebook. Los Eventos y la Agenda apareceran en la columna de la derecha en el recuadro de Notas de Agenda.



domingo, 13 de abril de 2008

EL JARDÍN DEL ATENEU BARCELONES


Este blog se encabeza con una frase de Cicerón: si tienes una biblioteca cerca del jardín no necesitas nada más y esto se hace evidente en el Ateneo Barcelonés. El Ateneo instalado desde 1906 en el Palacio Savassona de la calle Canuda nº 6 de Barcelona gira alrededor de dos espacios que hacen de él un referente cultural de la ciudad, su gran biblioteca y su jardín romántico.

Por el Ateneo han pasado los grandes personajes que han impulsado desde su creación en 1872, el debate social y la cultura catalana. Nació de la fusión de dos entidades más antiguas, el Ateneo Catalán y el Círculo Mercantil Barcelonés, fijando su residencia en la Rambla de Capuchinos, nº 36, al lado del emblemático Teatro Principal.

Cuando se trasladan al Palacio Savassona, los arquitectos Josep Font Gumà y Josep M. Jujol acomodan el edificio construido a finales del XVIII para que pueda albergar las actividades propias del Ateneo. Con posterioridad el palacio sufrió diversas reformas como las de 1968. En la actualidad se han realizado obras de restauración que han devuelto la brillantez de sus pinturas y el sabor tradicional, a un espacio tan emblemático como es la biblioteca.

La biblioteca fue de las primeras en Barcelona de estar abierta casi sin horario y todos los días de la semana. La que esto escribe recuerda que sus compañeros de universidad, ya sea por trabajo o por las maratones que se hacían cuando se acercaban los exámenes se podían pasar días enteros en el Ateneo estudiando consultando libros, de tertulia con compañeros e incluso comiendo a buen precio en su bar.



Desde las salas de la biblioteca se puede contemplar el pequeño jardín. Algunos lectores acercan su silla a los ventanales no solo en busca de luz sino también de la placidez del espacio verde.

Si la cabeza del Ateneo es la biblioteca, el corazón es el jardín romántico, situado en el primer piso del palacio. Desde el exterior nada hace sospechar que allí hay un espacio de palmeras, estanques, vegetación, tortugas, bancos de cerámica y veladores con sillas para que los socios tomen el sol o disfruten del fresco mientras leen el periódico, conversan o se toman un café.



Este jardín fue centro de una gran polémica en épocas en que el Ateneo pasaba por horas bajas. A finales de los ochenta la junta se propuso la construcción de una sala de actos bajo el jardín lo que ponía en peligro las palmeras, signo distintivo del Ateneo. Hubo una campaña “Salvem les palmeres!” que puso en evidencia las problemáticas internas de la entidad. Afortunadamente las palmeras siguen ahí.

De la historia y avatares del Ateneu se puede leer en la web del Ateneu y en unos artículos de la publicación Barcelona Metròpolis Mediterrània

1 comentario:

zugaza dijo...

corria el año 1988 y el que suscribe,realizo un curso de jardines en barcelona, en un lugar entrañable y que nunca olvidare,........todos a una....el ateneo,teneis mucha suerte sin duda