Las noticias de prensa se pueden leer en el Grupo Hablemos de Jardines de Facebook. Los Eventos y la Agenda apareceran en la columna de la derecha en el recuadro de Notas de Agenda.



lunes, 20 de febrero de 2012

UN JARDÍN, UN HÁBITAT



Autora: Margarita Parés i Rifà. Bióloga


La idea de que un jardín es un hábitat, es decir, un lugar de vida, un ecosistema en el que las plantas están vivas y atraen vida animal, no es nueva.  No obstante, en los últimos años se ha producido en el mundo occidental una corriente de pensamiento que apuesta  por una jardinería donde la vida es un tema central. Expresiones como naturalización, creación de hábitats, jardines saludables para un planeta saludable,  jardinería del ecosistema, jardinería de la vida silvestre,  o la vida silvestre y el jardinero, hacen fortuna  en páginas web de naturaleza y de jardinería. Es un hecho, pues, que naturaleza y jardinería se han acercado.

El reconocimiento de que los jardines están  formados por seres vivos, de que podemos enriquecer nuestro jardín  con una mayor diversidad vegetal y animal,  y de que la forma de gestionarlo tiene unas consecuencias ambientales locales y globales, es un hecho. Al abordar este tema, las instituciones públicas inglesas consideran  que los 16 millones de jardines existentes en el país configuran una verdadera red de pequeñas reservas  de naturaleza, y, en consecuencia, promueven una gestión  ambientalmente más saludable, y que beneficia  al planeta y a cada jardín.



Las muy conocidas aficiones inglesas por la naturaleza, de un lado, y por la jardinería, de otro, se han encontrado, y desde hace muchos años estas disciplinas  trabajan con objetivos comunes; este hecho coloca al jardinero en un lugar protagonista, en el que puede ejercer un papel clave como gestor de la naturaleza.  Ello se pone de relieve en las páginas web de instituciones tan conocidas como la Royal Horticultural Society, el Natural History Museum,  o el Wildlife Trusts England.  En una encuesta reciente  de la RHS a sus miembros, el 96 % de los encuestados se declara consciente de ser gestor del medio ambiente, y considera importante que la RHS dedique recursos a la investigación sobre los aspectos ambientales de la jardinería.

Así pues, naturaleza, medio ambiente y jardinería estan relacionados.  Algunos aspectos ambientales en la gestión de un jardín son el usos de la energía y del agua, la gestión de los residuos orgánicos, el consumo de productos químicos pesticidas, y el consumo de  abono.  Una gestión más respetuosa con el entorno, más ecológica,  es una aportación más allá del propio jardín.  El primer beneficio que obtenemos es un regalo para el jardinero y para los usuarios: la riqueza animal y vegetal se incrementa, y disfrutamos de la presencia de más insectos, más aves, más anfibios, más plantas espontáneas... así se abre todo un mundo de posibilidades.

La naturalización de los jardines ya existentes y la creación de hábitats de vida silvestre en entornos humanizados son iniciativas públicas que actualmente estan al orden del día, en las que el compromiso con el medio ambiente y con la conservación de la naturaleza confluyen con beneficios de tipo social, con el disfrute por parte de los usuarios y con la mejora de su salud, y todo ello va relacionado con un acercamiento a la naturaleza. Los jardines presentes cerca de los hogares son  a veces la única relación  que  se tiene  con la tierra, con las plantas y con los animales. Vale la pena tenerlo en cuenta.

Algunos recursos en inglés sobre la naturalización de jardines:




http://www.wildaboutgardens.org/index.aspx 

4 comentarios:

Creaciones Verdes dijo...

Me gusta mucho este post. Tomo nota!

Montserrat dijo...

Gracias por leerlo!

GuiaDeJardineria dijo...

muy buenos.
gracias por los links.

saludos!!

Jason2011 dijo...

Monster Beats